17.4.13

Mis tús (3)

Petita Inuit, porque suyo fue el primer comentario que leí en uno de mis blogs, y un día dejó un escrito entrañable sobre el pan de su infancia.

Isabel Mercadé, con sus comentarios me hizo valorar algunos poemas de cuanto sé de vos.

Olvido Marvao, por su amistad y su blog.

Conde de Galzerán, por su Nunca estuve en Fanzara.

Jenn Díaz, antes Fusa, es una mente en acción literaria continua.  

Gloria Vicente Martínez y Alba Ceres Rodríguez, por la luminosidad que aportan, también Ana Martín Puigpelat.

Zen y Zero, desaparecido de mi mundo bloguero, y al que quisiera volver a leer en sus comentarios escritos con mucha imaginación.

Antiqva, siempre sensatez y precisión cuando comenta, incluso en los textos más disparatados.

José Zúñiga, que ya no está pero sigue estando.

Leo del mar, hábil manejador de las palabras.

Peter Jensen, poeta, pintor, músico.

Isabel chiara, que tiene inactivos sus blogs, espero que siga escribiendo porque contaba unas historias increíbles.

Silvia Zappia, que siempre da vueltas al poema hasta transformarlo en otro.

Ico, que siempre comenta con inteligenica y sensiblidad.

Virgi, capaz de tirar siempre del hilo y llegar al entramado del texto.

Felipe Zapico Alonso.


Aunque es difícil enumerar a todos los que habéis pasado por aquí, creo que más o menos he citado a los que de algún modo habéis ayudado a mantener este blog a lo largo del tiempo.

Dejo para el final a Lena Yau, Giovanni y Fero, que comentaron el poema de dos versos de donde procede el título del libro, Outsider (o todos mis tutús en vos).


Oh, tú y tú y tú 
todos mis tutús en vos. 


Con ese pronombre solo intentaba nombraros a todos, deciros que estábais aquí.

Y mi agradecimiento también a parte de los 62 seguidores que no he citado y que aparecen en el lado derecho, ellos también son parte del blog.

Parece que así queda cerrado el círculo de cuanto sé de vos

Enlaces relacionados:

8 comentarios:

Lena Yau dijo...

MJ, chica de voz contundente y rostro en reserva.
Valiente, aguerrida, escultora de la palabra en el trueno.
Mi siempre querida Sea Urchin.
Escritura que invita a la escritura.
Puerta abierta al poema.
Costado expuesto que del quejido hace canción,
de la tristeza afilada belleza.

(Conmovida con esto de aquí y con lo de allá)

Tanto querer intangible.
Tanta amistad y admiración desde las teclas.

Gracias por tanto.

Te abrazo grandote.

Y te aplaudo.

Van besos también.

mjromero dijo...

Lena, pensé escribir lo del erizo, luego escribí una frase que hacía referencia al simbolismo y surrealismo de algunos de tus personajes..., y al final ni una cosa ni la otra.
Besos

Isabel chiara dijo...

Ay, MJ, muchas gracias, inactivos y me pesa muchísimo, tengo cansancio mental y no creo que salieran más que palabras hilvanadas sin chicha ni gracia. Pero ahí están las tuyas, generosas y nutritivas, y con ese alimento ya vamos tirando.

Muchos besotes y muchas gracias. La distancia no hace sino incrementar el afecto y la gratitud.

mjromero dijo...

Isabel chiara,
me lo he pasado tan bien leyéndote.
Y además recuerdo tu modo de comentar las entradas...
qué maravilla.
A partir de ahora este blog se quedará sin entradas, a no ser algo puntual del libro.
besos.

silvia zappia dijo...

gracias, querida, por hacerme parte de tus tús.

un abrazo*

BEATRIZ dijo...

Qué bonito post!! y esas voces que murmuras tan alto, quedan resonando en el pensamiento de los que venimos por primera vez.

Un abrazo.

Olvido dijo...

gracias por tus tutús
y por TI y tus palabras

Un abrazo grande

Ángela Raya dijo...

Yo no sé cómo agradecer los tutús... se me humedecen las alas...
¡Gracias!