2.10.09

Bosques ácidos

Y yo que esta noche cierro los ojos
y ciega camino
sobre raíces de árbol y espero
la palabra que no escribes
el cuento que solo no se cuenta
y voy por el borde del fuego
los grupos aislados
las falsas vanidades
las zancadillas trasnochadas
hoy tú
mañana yo
oh, poesía eres tú
no
oh, poesía, eres tú
guardando la palabra

o eres tú quien silencia los pasos
si se asustan
eres
serás
ahora que el parque se ha llenado
de estatuas blancas
un bosque humano sin cabeza
un bosque
no sobre las raíces del árbol
un bosque sobre ojos ciegos.


9 comentarios:

escalera de caracol dijo...

las palabras del silencio son las que más duelen

un beso

Calipso dijo...

un bosque sobre ojos ciegos, tremendo final.

Muy bueno,un abrazo

Isabel chiara dijo...

Qué verdad que es la guardiana más feroz.

alfaro dijo...

escalera de caracol,
¿y el silencio de las palabras?
Escribe palabras que hablen con pocos silencios entre ellas.
un abrazo.



Calipso,
gracias, me alegro que te guste,
un abrazo.


isabel chiara,
no siempre tenemos la llave,ni el ojo que mire adecuadamente,
un abrazo.

Voltios dijo...

Alfaro, muy buenas, gracias a bego leonardo te he seguido la pista buceando en tu blog, me gusta, lo linkeo y me hago tu seguidor.

nos seguiremos leyendo.

Por cierto, no me he presentado, me llamo Ángel. Voltios.

Begoña Leonardo dijo...

Decir, contar, emplear miles millones... Y con una sola que se escapa lo cuentas todo.

Arrumacos.

alfaro dijo...

Voltios,
Pues, encantada Ángel, a mí me llaman Mariajesús, pero por un error he acabado siendo alfaro, para algunos.
Tu enlace lo pongo en la ciudad, porque soy más urbanita, aquí vengo poco.
Saludos.




Begoña,
pues hoy me falta hasta el aire para contar..., ando con tanto estrés...,
Un abrazo grande.

ZenyZero dijo...

Un bosque sobre los ojos ciegos puede ser como un laberinto que te roba el alma. Existe, está ahí, y tú en él perdido. Sin saber siquiera si alguien te ve.

Besos!!
Chuff!!

alfaro dijo...

ZenyZero,
sí algo de soledad, la soledad de las estatuas,
pero he ido a leerte y había una especie de carta, las estatuas no escriben cartas, o sea tú eres de raíz de árbol, del bosque animado, de los vivos, del bosuqe de la palabra.
besos.